Como huella del asesinato, el orificio de una de las balas permanece en un buzón callejero del correo, que no ha sido cambiado desde entonces.

NUEVA YORK. A tres años de los asesinatos de los raperos dominicanos Francisco Mercedes (Summa), de 29 años de edad y Kenny Núñez de 21, cuando ambos estaban parados en la esquina de la avenida Broadway y la calle 153 en el Alto Manhattan, sus madres siguen exigiendo a la policía la captura del asesino y que se haga justicia.

Las señoras Francisca Mercedes y Mayra de la Cruz dijeron que cada día que pasa, su dolor es más agudo y que las almas de sus hijos no tienen paz, hasta que no se dé con el asesino que aparece en un video de seguridad disparándoles a los cantantes y luego huyendo en un carro color blanco.

El detective de la policía Carlos Pagán, a cargo del caso, dijo que no hay una sola pista y que espera que alguien de la comunidad, algún testigo o pariente del matador, se dedique a denunciarlo para ayudar en su captura.

Ambas madres, estuvieron encabezando una vigilia realizada ayer jueves a las 6:00 de la tarde a media cuadra de donde fueron ultimados los raperos, quienes vivían en el área. Los crímenes ocurrieron el 17 de agosto de 2014,

Mercedes, había grabado su más reciente tema, cuyo video fue obtenido por este reportero en los días de los homicidios, convirtiéndose en viral en el canal Red Internacional de Noticias en Youtube.

El rapero, que emergió de las calles como una futura estrella del género, acababa de presentarse con gran éxito en El Bronx, horas antes de ser asesinado.

A la vigilia, se unieron docenas de parientes, vecinos, amigos y allegados de los muertos, que encendieron velas y velones, pusieron carteles con mensajes escritos, flores y alegorías en memoria de Mercedes y Núñez.

La policía mantiene carteles pegados en postes y vidrieras en los que ofrece la recompensa por información sobre el paradero del tirador.

“Sin justicia no paz, no hemos tenido justicia. A nosotros nos han tenido totalmente abandonadas”, dijo la madre de Mercedes.

¿tu reaccion?